Endometriosis : un test no invasivo

Compartir
FaceBook  Twitter  

 

Entre los problemas que acompañan a la enfermedad se puede mencionar la dificultad para su diagnóstico en las fases más iniciales, de manera que muchas mujeres pasan años (7-11 años) hasta que se establece su diagnóstico, se someten a diferentes pruebas con resultados variables y se tratan de forma incorrecta. Existe la sospecha que muchas están predestinadas a padecer de endometriosis desde la vida intrauterina, bien porque la enfermedad tiene causas genéticas o se produce por alteraciones en el desarrollo intrauterino .

Investigadores de Estados Unidos han identificado el patrón genético que causa la endometriosis y sus formas más graves. Este hallazgo permitirá ahorrar intervenciones quirúrgicas a millones de mujeres, puesto que el diagnóstico con el test genético anulará la necesidad de la cirugía con fines diagnósticos.

El equipo investigador estableció las características del genoma de muestras de endometrio procedentes de mujeres con y sin endometriosis. La clasificación de las muestras siguió un sistema binario según la expresión de genes en pasos sucesivos, incluyendo la presencia o no de endometriosis y la gravedad clínica de la misma.

Con este sistema se realizó un diagnóstico con una precisión del 90-100% no solo se detectó endometriosis, sino que además se diferenció de otros problemas clínicos como los miomas o fibromas uterinos y se pudo establecer la gravedad de los casos de endometriosis. Además se puede detectar la endometriosis en diferentes fases del ciclo menstrual de los cambios hormonales, dado que la expresión de los genes en mujeres con endometriosis es diferente.

Este test genético tiene gran importancia clínica, dado que será posible diagnosticar la enfermedad en la consulta sin necesidad de ecografías o cirugías. Simplemente con la obtención de una muestra del fluido uterino mediante el uso de un catéter se podrá hacer el análisis y realizar el diagnóstico en la misma consulta.

No se han encontrado eventos